es.ezyguidance.com
Ideas Para La Vida Sana

6 formas de preservar su parachoques Garden Harvest

Después de cuidar un jardín de frutas y verduras durante todo el verano, ser recompensado con una cosecha abundante o dos es una sensación maravillosa. ¡Y definitivamente no quieres que se desperdicie esa comida fresca y casera!

Si su canasta se ejecuta durante esta temporada, aquí hay 6 técnicas que puede emplear para ayudar a preservar la cosecha y disfrutar de los frutos de su trabajo:

1. enlatado baño de agua

Para alimentos con alto contenido de ácido con un pH de 4.6 o menos, el enlatado con baño de agua es un método probado y verdadero para preservar los nutrientes mientras se mantiene una vida útil de alrededor de un año. Funciona calentando los alimentos a una temperatura de 212 ° F durante el tiempo especificado en la receta para destruir mohos, enzimas, levaduras y bacterias.

El enlatado con baño de agua funciona bien para manzanas, melocotones, nectarinas, albaricoques, peras, ciruelas, tomates, uvas, cerezas, limones, papaya, mango y piña.

Elija siempre las frutas de mejor calidad para enlatar: deben estar libres de enfermedades y mohos y estar en su punto óptimo de madurez. Lo mejor es comenzar el proceso de enlatado poco después de cosechar los frutos de la planta. Lave bien los productos y asegúrese de que todas las superficies de trabajo estén limpias.

Para empezar, necesitará un kit de baño de agua y un juego de tarros de cristal. También necesitarás decidir qué receta usarás para enlatar. Aquí hay un gran recurso para recetas de enlatado de baño de agua gratis. Ya sea que elija un atasco, salsa, puré, salsa o conserva, debe estar caliente y listo para comenzar antes de comenzar a enlatar.

Instrucciones paso a paso para el enlatado de baño de agua:

  1. Esterilice sus contenedores llenando la olla con agua y colocando tantas jarras vacías como puedan. Llevar a ebullición por al menos cinco minutos. También mezcle las tapas de metal y las bandas de tornillo.
  2. Con cuidado, retire los frascos con un elevador de jarras y colóquelos en un paño de cocina en su mostrador.
  3. Llene cada frasco con su receta de conserva calentado. Asegúrese de dejar la cantidad adecuada de altura libre de acuerdo con su receta específica.
  4. Una vez que el recipiente esté lleno, limpie cualquier derrame del labio del frasco y enrosque con un paño húmedo. Atornille la tapa superior y ajuste apretadamente la banda de tornillo.
  5. Coloque la jarra en la olla y use tenazas para colocar las jarras calientes dentro. Asegúrese de que estén completamente sumergidos por al menos una pulgada de agua. Cubra la olla y hierva vigorosamente durante el tiempo especificado en su receta de conservas.
  6. Retire los frascos y deje que se enfríen durante 12 horas. Pruebe el sello presionando hacia abajo en cada tapa. Si la tapa se flexiona en absoluto, no está sellada correctamente; siempre puede tratar de procesarla nuevamente o ponerla en el refrigerador y consumirla dentro de dos semanas. Si el sello es agradable y apretado, guarde los frascos en un lugar fresco y seco, lejos de la luz solar directa.

2. enlatado a presión

Los alimentos bajos en ácido con un pH superior a 4, 6 se pueden conservar de forma segura con el método de envasado a presión. Funciona calentando alimentos por encima del punto de ebullición, a una temperatura de 240 ° F o más. La razón por la que el enlatado con baño de agua no es adecuado para alimentos poco ácidos es porque los productos con un alto contenido de ácido naturalmente impiden el crecimiento de bacterias y no requieren tanto calor para destruir los patógenos. De manera similar a la cocción a presión, el enlatado a presión atrapa el vapor y la presión dentro de la olla, lo que permite que la temperatura interna se eleve a más de 212 ° F.

El enlatado a presión funciona bien para maíz, zanahorias, judías verdes, guisantes, espárragos, champiñones, okra, calabaza, calabaza y patatas.

Necesitará una envasadora a presión, frascos de albañil y una deliciosa receta de conservas a presión, preparada con antelación y calentada.

Instrucciones paso a paso para el enlatado a presión:

  1. Siga los pasos 1 a 4 del enlatado de baño de agua.
  2. Llene la envasadora a presión con 2 a 3 pulgadas de agua y cocine a fuego lento, sin tapar.
  3. Configure la canasta de conservas dentro de la olla. Use los elevadores de jarras para colocar cuidadosamente los frascos dentro de la envasadora. Asegúrese de que el nivel del agua aún sea de 2 a 3 pulgadas de profundidad y agregue más agua si es necesario.
  4. Coloque la tapa del recipiente de presión en la parte superior, asegurándola en su lugar y dejando abierta la tubería de ventilación. Ajuste a fuego medio-alto, permitiendo que el vapor se ventile durante aproximadamente 10 minutos.
  5. Cierre el respiradero y espere que el manómetro indique las libras de presión recomendadas por la receta de enlatado. Una vez que esté listo, configure el temporizador: la mayoría de las recetas de enlatado a presión requieren entre 5 y 15 minutos de tiempo de procesamiento.
  6. Retire la olla a presión del fuego y déjela reposar hasta que los niveles de presión vuelvan a cero. Retire el peso del respiradero y la tapa, y déjelos enfriar otros 10 minutos.
  7. Con un levantador de jarras, retire los frascos de la lata, colocándolos en una toalla. Permitir que se enfríen durante 12 horas. Verifique el sello presionando en las tapas. Quite las bandas de los tornillos e intente levantar las tapas con los dedos; si las tapas no se desprenden, están bien selladas. Guarde los frascos en un lugar fresco, seco y oscuro por hasta un año.

3. Congelación

Rápido y fácil, el método de preservación por congelación le permite retener las vitaminas y nutrientes en sus productos al tiempo que alarga la vida útil de una semana a más de un año. Y lo mejor de todo, no requiere ningún equipo especial.

Los mejores candidatos para la congelación son judías verdes, maíz, brócoli, zanahorias, bayas, coles de Bruselas, coliflor, dátiles, berenjenas y pimientos. Las frutas y verduras con alto contenido de agua, como las papas, los pepinos, la lechuga y el apio, no se congelan bien y con frecuencia se vuelven blandas después de descongelarse.

La mayoría de las verduras necesitan escaldarse (cocer al vapor o hervirse en agua) durante un período de tiempo determinado y luego son sacudidas en agua fría para conservar el color, el sabor y la textura. Antes de escaldar, lave bien el producto y pele, recorte y corte al tamaño deseado. Instale un recipiente con agua helada cerca para mojar las verduras después del escaldado para detener el proceso de cocción de inmediato.

No es necesario escaldar todos los productos antes de congelarlos. Las bayas, las cebollas y las hierbas se pueden recortar y colocar directamente en el congelador. De lo contrario, aquí hay algunos tiempos de blanqueamiento recomendables:

Produce Tiempo de blanqueo
Espárragos 2 a 4 minutos
Brócoli 3 a 5 minutos
coles de Bruselas 3 a 5 minutos
Zanahorias De 2 a 5 minutos
Coliflor 3 minutos
Granos de maíz) 4 minutos
Berenjena 4 minutos
Judías verdes 3 minutos
Habas 2 a 4 minutos
Chícharos 1 a 2 minutos
Pimientos 2 a 3 minutos

Una vez que las frutas y verduras estén blanqueadas y refrigeradas, séquelas y colóquelas en una bolsa de congelación, en un recipiente hermético o en un paquete sellado al vacío. Puede evitar que las bayas y los guisantes se peguen colocándolos en una bandeja para hornear grande (asegúrese de que no se toquen entre sí) y colóquelo en el congelador durante una hora. Una vez endurecidos, se pueden transferir a un contenedor.

4. Deshidratación

El secado de alimentos es uno de los métodos más antiguos de conservación de alimentos, mediante el cual el agua se elimina del producto por evaporación por calor y aire. Disfrútelos como un refrigerio crujiente o ablandelos una vez más sumergiéndolos en agua fría de 30 a 90 minutos.

El método de deshidratación funciona bien con una amplia gama de frutas y verduras: albaricoques, manzanas, melocotones, bayas, plátanos, tomates, dátiles, cerezas, papas, uvas, peras, ciruelas, higos, piña, zanahorias, maíz, cebollas, calabaza, apio, frijoles, hojas verdes, guisantes y remolachas.

Si no tiene un deshidratador de alimentos, aún puede secar frutas y verduras al horno o al sol.

Usando el horno

El truco para la deshidratación del horno es calentar el producto lento y lento. Si seca las verduras, blanquee primero para acelerar el proceso de secado. Precalienta el horno a 140 ° F y coloca las bandejas de productos limpios, recortados y preparados en una sola capa en cada bandeja para hornear. Si tiene muchos productos, puede ponerlos en la bandeja pero será necesario revolverlos regularmente durante el proceso de secado. El secado al horno puede llevar de seis a 24 horas. Pruebe la sequedad quitando una muestra del horno y permitiendo que se enfríe durante unos minutos. Está completamente deshidratado cuando es duro y quebradizo.

Secado al sol

Si reside en un área donde la temperatura exterior es de al menos 85 ° F consistentemente con baja humedad, buena calidad del aire, poca lluvia y una buena brisa, puede tener éxito con el secado de los productos al aire libre. De lo contrario, las frutas y verduras se pueden colgar a lo largo de una ventana en el interior para aprovechar el secado solar.

Aunque puede tomar varios días para que el producto se seque al sol, puede acelerar el proceso escaldando primero las verduras y luego tostándolas en el horno de 10 a 15 minutos a 175 ° F antes de exponerlas al sol. El alto contenido de azúcar y la acidez de la fruta significa que no requieren estos pasos adicionales.

Para obtener los mejores resultados y aumentar el flujo de aire, los alimentos deben colocarse en una pantalla colocada encima de un par de bloques de hormigón. Cubra la comida con una gasa para protegerla de pájaros e insectos. Cada noche, debe trasladarse a un lugar protegido para evitar que la humedad nocturna y el rocío matutino ralenticen el proceso de secado.

5. Fermentación

Otra técnica de conservación tradicional: la fermentación implica agregar un medio de cultivo, como sal, suero de leche o un cultivo inicial, a los alimentos para fomentar el crecimiento de bacterias probióticas amistosas. La fermentación no solo aumenta el contenido de nutrientes de los alimentos, sino que el consumo de más probióticos conlleva beneficios como la función cognitiva mejorada, el estado de ánimo, la salud intestinal y la inmunidad, por nombrar algunos.

No necesita ningún equipo especializado para comenzar a fermentar, solo un gran tarro de mampostería con una tapa hermética. Sin embargo, usar un kit de fermentación puede hacer que todo el proceso sea completamente infalible.

Casi cualquier fruta y verdura puede fermentarse. Aquí hay 25 recetas para que comiences.

6. Root Cellaring

Las temperaturas frías, la alta humedad y el buen flujo de aire crean el ambiente perfecto para la conservación de alimentos perecederos.

No necesariamente necesita desenterrar su patio trasero para construir un sótano: un rincón sin terminar de su sótano, una ladera o simplemente un hoyo en el suelo se puede transformar en un espacio para guardar sus frutas y verduras y prolongar su espacio vida por hasta 8 meses.

13 ideas para convertir tu césped en un ecosistema vibrante

13 ideas para convertir tu césped en un ecosistema vibrante

Viaja hoy por todo Estados Unidos y es probable que veas más especies de plantas individuales que ninguna otra. No es maíz: Kentucky Bluegrass gana el premio de ser la cosecha más cultivada del país. Los jardines con césped ocupan más de tres veces el espacio de cualquier otro cultivo de regadío, cubriendo una franja de más de 31 veces el tamaño de Delaware.Extensio

(Jardín)

40 ideas únicas y divertidas para el jardín de contenedores

40 ideas únicas y divertidas para el jardín de contenedores

La jardinería en contenedores tiene tantas ventajas sobre la práctica tradicional de crecer en el suelo. No solo ahorra en agua y fertilizantes, sino que el control de plagas es más fácil, la recolección es muy fácil y puede mover sus contenedores a donde quiera, incluso en el interior si lo prefiere.Sin e

(Jardín)